Ir a versión        
móvil                 
Ecomercado.es
Las cosas de salud, bien sencillas
Índice de temas católicos
El (anti) papa Francisco dice herejías

Nuestra vida y la de Cristo

La vida de Cristo es como una carretera completamente recta que fuera entre dos ciudades.

Nuestra vida es como otra carretera que fuera entre ese par mismo de ciudades pero que da un gran rodeo, subiendo y bajando montañas y con muchas curvas.

Es el mismo viaje, pero Cristo lo recorrió perfectamente, sin apartarse un milímetro de la trayectoria perfecta, mientras que nosotros somos pecadores y vamos dando vueltas y rodeos.

Cuando descubrimos a Cristo dentro de nosotros es como cuando vamos por esta carretera llena de curvas, subiendo y bajando montañas, y nos damos cuenta que hay la carretera de Cristo: una carretera con túneles y viaductos que van recto salvando obstáculos.

Cuando empezamos a seguir las recomendaciones de Cristo y dejamos de seguir las del Diablo es cuando dejamos nuestra carretara llena de curvas y nos incorporamos a la carretera recta.



Ir a versión        
móvil                 
Copyright   Aviso legal Arriba